Conjunto Triasico Superior

1.- CONJUNTO TRIASICO-JURASICO SUPERIOR

Estas series están representadas por materiales carbonatados (calizas, dolomías y margas) de edad jurásica, depositados en una cuenca marina de profundidad variable, puesto que el Triásico, constatable a nivel regional, está prácticamente ausente. En concreto:

-El Trias Superior en facies Keuper es el material más antiguo representado en Molinos y queda restringido a un reducido afloramiento ubicado en la Loma Gorda

-Cantalobos, sobre el límite septentrional del término, muy cerca ya de La Mata de los Olmos. Se trata de una serie versicolor, rojiza o verdosa, de arcillas yesífi~ras lacustres. cuya potencia real, a escala regional, se estima en unos 150 m.. aunque en este punto el espesor visible es mucho más reducido.

Sobre el Trias, el Liásico (Jurásico Inferior) está constituido por tres unidades:

*un paquete dolomítico azoico, de unos 100 m., de edad concreta Rhetiense

-Hettangiense, cuyo primer tramo todavía pertenece al Triásico, que sugiere unas condiciones de sedimentación interjna reales de tipo lagunar, lo cual posibilita el depósito de Mg.

*por encima, una serie de unos 50 m. de calizas y margo-calizas del Sinemuriense

-Pliensbachiense*el Toarciense se identifica con 30 m. de margas fosilíferas de tono beige, que contienen abudantes Braquiópodos y Lamelibranquios.

-El Dogger (Jurásico Medio) se reduce a 25 m. de calizas margosas y dolomías amarillas y está condensado en sus niveles superiores.

-El Maim (Jurásico Superior) comienza con una laguna estratigráfica, puesto que falta el Oxfordiense Inferior y Medio, lo que sugiere cierta inestabilidad cm el nivel de los fondos marinos. Está representado por una serie de calizas y dolomías de 90-100 m., que comprende un tramo basal calco-margoso con Ammonites y otro superior mnasi~o, de edad Oxfordiense Superior

-Kiinmeridgiense.El Portlandiense y los términos inferiores del Cretácico están ausentes.

La escasa amplitud de afloramiento y la complejidad estructural de los conjuntos jurásicos en algunas zonas, han impedido identificar con precisión determinadas formnaciones en la cartografía (CANEROT et al., 1979), por lo que se ha recurrido a su inclusión en tramos comprensivos, por ejemplo en el barranco de Valdepuertas, al S. de Molinos.

El Jurásico en su total integridad, tal como se ha descrito, sólo puede observarse en el anticlinal del Cabezo de la Molinera, y siempre en estrechas bandas de afloramiento.

Al Norte, en el pliegue de La Loma GordaCantalobos, se reduce a la parte basal del Lias, faltando el resto de las series. Los demás retazos, cartografiados en el mapa geológico, diseminados y siempre de escasa extensión, coinciden con rocas del Jurásico Superior (OxfordienseKimmeridgiense), pocas veces completo.

De las características de los materiales jurásicos se desprende que, durante este período y en este sector, la cuenca Ibérica funcionó como un mar de poca profundidad, afectado por algunos momentos de inestabilidad y retirada de las aguas, lo que impide la sedimentación de determinados tramos de la serie.


Share This

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar